9/29/2012

NO me gustas cuando callas...

porque estoy como ausente...

 Porque sé mi amor,que aunque no pudieses decirme nunca nada nuevo, siempre me contaste cosas. ( Iba contigo de serie el ser mi sueño hecho hombre)

Aunque supieras que estaba pensando en twitter, o  en mi madre que acababa de llegar a dar por saco, tú hablabas.
Después siguieron la lista de la compra, o el sexo de los ángeles... Pero hablabas y hablabas.
Y me entusiasmé contigo. Mucho, muchísimo.
.Porque estaba harta de tristes, porque eras tú en estado puro, porque estabas VIVO.
Por eso te quise tanto.

No me gustas cuando callas porque estoy como ausente, porque sé que sabes, que los dos sabemos, que esto se acaba.

MUY a mi pesar.

Twitter Off.

6 comentarios:

Bubo dijo...

La ventaja de los finales es que abren nuevos comienzos. Que no tienen porque ser buenos pero ahí está la capacidad que tengamos cada uno. Y tú tienes mucha capacidad para todo.

Lady Tea dijo...

Callar.. siempre es lo primero... y entonces ya sabes que se acaba..

Ayyy raticos al final tanto darle vueltas al tema de ¿cuándo se sabe que ha llegado el momento?... y todo el mundo dándole vueltas y vueltas..para que tú -tan sabia- llegues y digas 'cuando calla'..

Qué suerte tenerte al otro lado.

Muak

FeoMontes dijo...

Qué razón tienes!! Cuando las palabras se distancian y se pierde el eco en la habitación, hay que empezar a pensar que las maletas están para usarse, las tuyas o las suyas.

Y a rey muerto...

Por cierto, me encanta la fotografía, pero más me gusta que el autor se llame "SANTILLO", si fuese "PERRÍSIMO" no me la podría ni imaginar.

Pilar dijo...

Antes del final, el escenario se llena de silencio, las despedidas no precisan palabras.

Un abrazo

♥ Ana ♥ dijo...

Si mientras duró fue maravilloso, mereció la pena cada segundo. Lo malo sería no haberlo disfrutado nunca.

Besitos.

Aquello noerayo dijo...

La ausencia ya estaba presente en el pensamiento y preciosa foto.
Twitter off.

Pasate un dia por aqui: http://yderepentesonounbang.blogspot.com.es/